El pasado 9 de Diciembre, la Comisión presentó dos propuestas que persiguen unos objetivos claros: proteger al consumidor online y ayudar a las empresas en el aumento de las ventas a través de internet. 

La estrategia para el mercado único digital vela por un mejor acceso de los consumidores a bienes y servicios online.

Europa, con el fin de aprovechar el potencial que supone el comercio electrónico,  pretende aumentar las cifras de negocio actuales:

  • Discrepancia entre el 37% de los comercios que venden online en su propio país respecto al  12 % de los comercios de la UE que venden mediante este canal a  consumidores de otros países.
  • Solamente el 15% de los consumidores compra online en un pais europeo que no es el suyo, mientras que el 44% compra online en su propio país.

Para ello la Comisión Europea ha presentado dos propuestas: una sobre el suministro de contenidos digitales, aplicable por ejemplo a la transmisión en directo de música, y otra a la venta de bienes online como la compra de ropa.

Estas propuestas pretenden hacer frente a dos de los obstáculos con los que se encuentra el comercio electrónico en la UE:

  1. La fragmentación jurídica del Derecho contractual de los consumidores, que genera barreras para la economía europea
  2. El nivel de confianza de los consumidores a la hora de comprar en línea en otro país es bajo

En el próximo post, analizaremos en mayor profundidad en que consisten las medidas propuesta así como los beneficios que según estimaciones de la Comisión conllevarán este  tipo de medidas.

Como siempre, te animamos a que te unas a nuestra comunidad en redes sociales y darte las gracias si ya formas parte de ella!

TwitterLinkedinGoogle Plus

 

Leave a Reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *